miércoles, 20 de diciembre de 2006

Pensando en el cine

¿Cuándo vale una película? ¿cuáles son las películas necesarias? ¿hay películas necesarias y otras innecesarias?
Cada vez que comienzo un proyecto me hago estas preguntas, entre tantas otras,
tomar la cámara para iniciar un rodaje es una gran responsabilidad, no puedo hacerlo si no creo que lo que vaya a filmar, grabar, registrar tenga algún sentido pero
¿qué siginifica "tener algún sentido"?
saber que la película va a conectarse con alguien, va a hablarle a alguien, va a incomodar a alguien, va a emocionar a alguien, va a hacerle indiferente a alguien

3 comentarios:

Anónimo dijo...

???

Matías Bordione dijo...

Personalmente creo que un director de cine, así como cualquier persona que realice una actividad artística creativa, tiene que filmar la película que le gustaría ver como espectador. Producir lo que a uno le gustaría recibir. Esa es la única manera de no traicionarse. De esa manera la película siempre "vale", porque vale para uno. Un abrazo.

Anónimo dijo...

adhiero a matias B, creo que ademas un artista se refleja a si mismo en una obra... y es entonces cuando aparece el sencillo y gran acto de plantear las preguntas personales y a la vez crear una apertura que termina resolviendo y cerrando una historia como esta, una historia que alza el amor y que ademas tiene un final increíblemente actuado que inspira mucha ternura.